Los problemas y su solución.


Encuentra la solución a tus problemas.





Aprende a resolverlos.



“Cuando una puerta de la felicidad se cierra, otra se abre; pero a menudo nos quedamos mirando tanto tiempo la puerta cerrada que no somos capaces de ver la que se ha abierto para nosotros” Hellen Keller (Escritora, conferenciante estadounidense y vicepresidente del Instituto Real para Ciegos en el Reino Unido).







Esta sección te ayuda a:


1.- Entender nuestra actitud ante los problemas.

2.- Conocer los principales obstáculos que nos impiden solucionar nuestros problemas.

3.- Saber qué hacer.





Nuestra actitud ante los problemas.



Los problemas son parte de la vida.
Algunos podemos evitarlos, otros tenemos que solucionarlos.

Una buena técnica de Solución de Problemas nos permite:

  • Reconocer un problema cuando se inicia, para resolverlo antes de que se complique,

  • evitar una respuesta impulsiva, que nos puede llevar a una mala solución o a crear nuevos problemas,

  • descubrir diferentes opciones de solución, para poder escoger la mejor.

Un problema no es lo mismo que una situación difícil o dolorosa.
Un problema es una situación "que puede ser cambiada" es decir, que tiene una solución.

Una situación que no tiene solución, no es un problema.
Es simplemente un momento o época difícil o dolorosa que tenemos que vivir de la mejor manera posible.
Por ejemplo: una enfermedad terminal.

Si queremos "solucionar" este hecho, nos desgastamos física y emocionalmente y no lo podemos lograr.
Podemos hacer cosas que nos ayuden o ayuden a las personas involucradas, pero no podemos cambiar la situación.


La conducta de los demás no es nuestro problema, porque la solución no depende de nosotros.
Nosotros no podemos cambiar o hacer que la otra persona cambie.
Podemos tratar de convencerlo, motivarlo o ayudarlo, pero no cambiarlo.

Sin embargo, la manera en que la conducta de esa persona nos afecta a nosotros, si puede ser nuestro problema y nosotros decidimos que hacer ante esa situación.


Por ejemplo:
Si mi pareja es alcohólica, el alcoholismo es problema de ella.
Si cuando bebe no me da dinero, mi problema es la falta de dinero.
La solución está en obtener el dinero que necesito, es decir, buscar ingresos propios.

El no saber si seguir con ella o no, no es un problema.
El problema puede ser que me da miedo divorciarme.
La solución está en trabajar y resolver ese miedo.


Como podemos ver, en el planteamiento correcto del problema está la solución.





Los problemas pueden ser:

  • De solución inmediata.

  • De solución a mediano o largo plazo.

Por eso es importante darme el tiempo que necesito para cada problema.

En algunos problemas, la solución depende exclusivamente de nosotros y en otros se requiere de la colaboración de varias personas.

Nosotros no podemos solucionar un problema sobre el que no tenemos control.

Un problema está formado por:

  • La situación que queremos cambiar,

  • las conductas, personas, sentimientos, acuerdos, etc. que mantienen esa situación,

  • el objetivo o resultado que queremos lograr.


Para resolver adecuadamente un problema necesitamos:

  1. Tener información clara de cada uno de estos aspectos.

  2. Analizar dicha información.

  3. Actuar.

Si no actuamos el problema no se resuelve, simplemente nos es más conocido.


regresar al índice.





Obstáculos en la solución de problemas



Los principales obstáculos para la solución de problemas, son:

  • Negar la existencia del problema o restarle importancia.

  • Querer lograr cosas que no están bajo nuestro control.

  • Actuar impulsivamente.

  • Dejarse llevar por las emociones (enojo, depresión, etc.) o decidir en función de ellas.

  • No buscar la información necesaria.

  • No analizar la situación, los obstáculos, las posibles soluciones y nuestras expectativas.

  • No actuar. Seguir pensando en el problema o planeando su solución, pero sin llevarla a cabo.


regresar al índice.





¿Qué hacer?

Revisa las diferentes situaciones que te provocan emociones negativas como: estrés, angustia, enojo, depresión, etc.
Estas emociones indican una molestia fuerte o un problema.
Piensa en las diferentes personas involucradas y detecta qué personas están relacionadas con tu respuesta emocional.


Una forma correcta de plantear un problema es anotando:

¿Qué está sucediendo?, describiendo conductas específicas, de manera clara y concreta.

¿Dónde sucede?

¿Cuándo sucede?

¿Quiénes son las personas involucradas?

¿Qué es lo que me molesta de su conducta (de lo que hacen o de lo que dejan de hacer)?

¿Por qué me molesta?

¿Qué hago yo, en esa situación?

¿Cómo me siento?

¿Por qué me siento asÍ?

¿Qué pienso o que creo?

¿Por qué actúo así?

¿Cómo me gustaría actuar?

¿Qué tengo que hacer para actuar así?

A partir de las respuestas que diste, establece cual es el problema.
Revisa tu forma de pensar y tus creencias relacionadas con el problema o con las personas.

No te quedes pensando en el problema y en sus consecuencias.
Actúa.








Psic. Silvia Russek
Lic. En Psicología Clínica.
Maestría en Terapia de Pareja.
Citas: Tel. 044 55 1924 9863 (Ciudad de México).
e-mail: bienestar.e@gmail.com

Visita el blog mi bienestar
haciendo click en la foto:




Te recomiendo los siguientes artículos:
Desarrolla tu fuerza de voluntad.
Falta de motivación.
Poca tolerancia a la frustración.
Miedo al fracaso.
Miedo al éxito.
Los obstáculos en nuestra vida.
La importancia de establecer metas .
Las metas y el éxito.
El estrés y nuestros pensamientos.
Inseguridad sobre el futuro.
Miedo al cambio.
El éxito y la felicidad.
¿Cómo lograr el éxito?.
Qué es la suerte.
Optimismo o pesimismo, una actitud ante la vida.





Encuentra en este sitio el tema que te interesa
escribiendo la palabra en el rectángulo
y haciendo click en la palabra find.


powered by FreeFind





¿Sobre qué temas te gustaría leer?
Tu e-mail no queda registrado, por lo que no vas a recibir respuesta.


¿Puedes calificar este artículo, por favor?
Tu e-mail no queda registrado, por lo que no vas a recibir respuesta.


Agrega este sitio a tus favoritos para que siempre tengas
una opción para sentirte mejor.






Recuerda:

El camino al éxito, está formado por información, acción y perseverancia.
Cada paso, por pequeño que sea, te acerca a la meta.

Tú puedes lograrlo.

Silvia Russek.




Página de inicio ¿Quién soy? Tú-y-yo Obstáculos en nuestro camino Técnicas y soluciones Cuestionarios Estrés Divorcio Autoestima Emociones








Hola.
Tú me conoces.
Soy Silvia Russek.





¿Estás viviendo
una situación difícil?

¿Necesitas ayuda,
un consejo
o una terapia?



Consúltame.
Escribeme a:
bienestar.e@gmail.com









¿Sabes cuánto vales,
en realidad?.





Sitios recomendados

Recupera
a tu esposa.