La mitad de una manta.

Cuento de Irlanda.




En una casa humilde vivía un hombre con su mujer, su padre viejo y su hijo, que todavía era un bebé. El viejo padre estaba demasiado débil para trabajar. Entonces el hombre decidió sacarlo de la casa, dejarlo abandonado en la calle ya que era una boca más para alimentar.

La esposa intentó interceder en favor del viejo, pero fue en vano.
-Como mínimo dale una manta -dijo ella.
-No. Le daré la mitad de una manta, con eso es suficiente.


La esposa le suplicó. Finalmente consiguió convencerlo para que le diese la manta entera. De repente, en el momento en que el viejo estaba a punto de salir llorando de la casa, se oyó la voz del bebé en la cuna. Y el bebé le decía a su padre:

-¡No! ¡No le des la manta entera! Dale sólo la mitad.
-¿Por qué? -preguntó el padre sorprendido de que el bebé hablara y se acercó a la cuna.
-Porque -contestó el bebé- yo necesitaré la otra mitad para dártela el día que te eche de aquí.






¿Y tú, cómo habrías reaccionado ante esta misma situación?
¿Cómo reaccionas ante tos obligaciones y cómo solucionas tus problemas?

Con frecuencia nos vamos por la solución que nos parece más fácil, sin medir las consecuencias, pero es importante tener siempre presente que podemos buscar otras opciones.

No te dejes vencer por los problemas, busca otras opciones y si lo necesitas pide ayuda y encontrarás mejores soluciones.






Psic. Silvia Russek
Lic. En Psicología Clínica.
Especialidad en Terapia de Pareja.
Especialidad en Terapia Cognitivo Conductual.
Terapia individual y de pareja.
Para terapia por internet escríbeme a: bienestar.e@gmail.com





¿Sobre qué temas te gustaría leer?
Tu e-mail no queda registrado, por lo que no vas a recibir respuesta.


¿Puedes calificar este artículo, por favor?
Tu e-mail no queda registrado, por lo que no vas a recibir respuesta.





Recuerda:

El camino al éxito, está formado por información, acción y perseverancia.
Cada paso, por pequeño que sea, te acerca a la meta.

Tú puedes lograrlo.

Silvia Russek.