Cómo terminar con los celos.



Decídete a terminar con los celos que te causan tantos problemas y tanto sufrimiento y que no te permiten tener y disfrutar de una buena relación.



¿Eres celoso?


Termina con los celos que te están dañando.



“El que es celoso, nunca es celoso de lo que ve, con lo que se imagina es suficiente”. Jacinto Benavente. (Escritor español)


Termina con los celos,

para que no terminen con tu relación.


Casi todos hemos llegado a sentir celos en algún momento de nuestra vida. Cuando estos son momentáneos y no dañan nuestra relación de pareja, podemos manejarlos y eliminarlos fácilmente, para continuar disfrutando de nuestra relación.

Sin embargo, cuando nos controlan, cuando no podemos evitarlos y son una fuente constante de problemas y sufrimiento para ambos miembros de la relación, se convierten en una gran amenaza.

 

Generalmente, los celos son una combinación de:

1)    Inseguridad personal, en cuanto a sentir que somos poco valiosos,

2)    miedo a ser abandonados,

3)    creencias equivocadas en relación a la conducta y sentimientos de nuestra pareja y

4)    pensamiento de tipo posesivo y obsesivo e incluso, en ocasiones, paranoide.

De hecho, cuando somos celosos, nos volvemos emocionalmente dependientes de nuestra pareja, ya que únicamente nos sentimos bien cuando estamos plenamente convencidos de que nos quiere y de que está contenta con nosotros.

Uno de los principales problemas de los celos, es que la persona que los siente está convencida de que lo que cree o lo que interpreta de lo que ve y escucha, es 100% real y no se da cuenta de que sus percepciones pueden ser distorsionadas y/o exageradas. En estos casos, debe trabajar en ambos aspectos, tanto hablándolo con su pareja y expresándole su descontento, como analizando las distorsiones de su percepción y de su pensamiento, además de trabajar sus miedos.




Qué puedes hacer.

1.    Lo primero, obviamente, es reconocer que eres celoso y que esto te está causando problemas importantes.

2.    En segundo lugar, aceptar que eres tú, quien debe de trabajar para resolver el problema, independientemente de que tu pareja coopere y te apoye o no.

3.    A continuación, es necesario que detectes cuáles son los pensamientos que tienes en las diferentes situaciones en que te pones celos@ y que veas cuál es la base o esencia de todos esos pensamientos.

4.    Revisa si esos pensamientos están basados en una realidad objetiva, es decir, si tienes pruebas reales, comprobables, que los sustenten o si simplemente son temores, preocupaciones y suposiciones.

5.    Analiza y discute cada uno de esos pensamientos.

Por ejemplo:

Si piensas: “La cena a la que va a ir mi pareja se presta para que la gente coquetee y se cometan infidelidades y, dado que mi pareja es muy atractiva y le gusta divertirse, seguramente va a llamar la atención de varias personas y va a acabar engañándome”

Ante este tipo de afirmaciones o dudas puedes preguntarte:

¿Tengo pruebas, reales, de que alguna vez me ha engañado o de que haya querido hacerlo?

¿Tengo pruebas objetivas, de que soy tan poco importante para mi pareja, como para que arriesgue la relación conmigo, por la diversión de una noche?

Y, así sucesivamente puedes seguir cuestionando la veracidad de tus afirmaciones, de acuerdo a cada una de ellas.

6.    Haz una lista, por escrito, de las creencias que tienes sobre las mujeres, los hombres y las relaciones, que te llevan a dudar y a mantener tus celos.

Analízalas y discútelas, tal y como hiciste con tus pensamientos.

Por ejemplo

“En estos tiempos no se puede confiar en los hombres o en las mujeres, porque han perdido los valores importantes respecto a las relaciones”

Pregúntate

¿Puedo comprobar que esto sucede con absolutamente todos los hombres o todas las mujeres?

¿Qué pruebas tengo para afirmar que a mi pareja le ha sucedido algo así?

 

7.    Piensa en todas las veces que tu pareja te ha demostrado que sí te quiere y que eres importante para ella.

8.    Trabaja en tu autoestima, para aumentar la confianza y seguridad en ti mism@.

9.    Analiza las características de una persona que es dependiente emocional, para ver si ese es tu caso y si lo es, trabaja para modificar esa situación.

10.- Aprende a reforzar la confianza en tu pareja.

11.- Piensa que una persona no ama a otra porque es la más guapa, inteligente, poderosa, etc. La ama porque se identifica con ella, existe algo que los une íntimamente, se comprenden mutuamente, se complementan, despierta en ella sentimientos de respeto, admiración y/o ternura, etc. Por lo tanto, no por conocer a alguien que consideras mejor, tu pareja se va a enamorar y te va a cambiar. Si ella no sintiera nada hacia ti y no te amara, no estaría contigo o tú ya sabrías que no te ama.

12.- No te encierres e ti mismo, ni te dediques a alimentar tus celos o tus pensamientos negativos. Habla con alguien para que puedas desahogarte y después clarificarte, pero elige a una persona que sea objetiva, que no alimente tus celos y realmente pueda ayudarte a ver la situación con objetividad y a calmarte, para enfrentar la situación y hablarlo, tranquilamente, con tu pareja. Procura que esa persona sea alguien que no te juzgue ni ataque, que te entienda y apoye.

13.- Recuerda que tú eres el dueño de tus sentimientos y el que los controla.

14.- No utilices nunca el chantaje o las amenazas, sobre todo si no estás dispuesto a cumplir estas últimas.

15 No busques o supongas cosas, conductas o actitudes, que no ves con claridad. Es muy fácil caer en equivocaciones cuando nos dejamos llevar por los celos y otras emociones negativas.

16 No trates de encelar a tu pareja o de serle infiel, para que “ella sepa lo que se siente” o para desquitarte, ya que, con esa actitud, no sólo no vas a solucionar el problema, sino que es la mejor forma de incrementarla. 




Si deseas buscar algún artículo en especial,
escribe, en el cuadro que se encuentra a continuación,
la palabra que indique el tema que estás buscando
y da click en donde dice search.

advanced



Lic. Silvia Russek.
Lic. en Psicología Clínica.
Especialidad en Terapia de Pareja.
Especialidad en Terapia Cognitiva.
Terapia por Internet. por videoconferencia.
Citas:
e-mail: bienestar.e@gmail.com



¿Sobre qué temas te gustaría leer?
¿Puedes calificar este artículo, por favor?

Tu e-mail no queda registrado, por lo que no vas a recibir respuesta.




Recuerda:

El camino al éxito, está formado por información, acción y perseverancia.
Cada paso, por pequeño que sea, te acerca a la meta.

Tú puedes lograrlo.

Silvia Russek.