Qué hacer con la nuera.


Aprende a establecer una buena relación con tu nuera y tu hijo te lo agradecerá.


¿Qué tipo de suegra eres?


Elige qué tipo de nuera quieres.



"La madre del marido es el demonio de la esposa." (Proverbio alemán).





Consejos para la suegra.

A continuación te presento una serie de tips que te ayudarán a tener una mejor relación con tu nuera y, por lo tanto, con tu hijo.

Si quieres mantener una buena relación con tu nuera, es importante que recuerdes que dicha relación depende de ambas y que si una de ustedes no quiere pelear, es difícil que se dé el conflicto.

Seguramente tu hijo y su esposa van a establecer un estilo de vida diferente al que tú llevaste o al que consideras adecuado. Sin embargo, es importante que tengas presente que ellos son diferentes a ti y que tienen el derecho a establecer sus propias normas, conductas y costumbres.

No le pidas (y mucho menos exijas) a tu nuera, lo que no puede o quiere dar.
Finalmente, es su esposo el que tiene que negociar con ella los aspectos importantes de su relación y de lo que él quiere o espera. Si tu hijo está descontento, es él quien tiene que arreglar sus problemas.

Recuerda que en cualquier conflicto que tenemos con una persona, somos parcialmente responsables de lo que sucede, ya sea por algo que hicimos o por aquello que permitimos sin hacer nada al respecto. Analiza la situación que estás viviendo con tu nuera (e hijo) y con total honradez, reconoce en qué eres responsable y qué puedes hacer para resolver o mejorar la relación.

Si tú o tu nuera están molestas por algún motivo, hablen abiertamente sobre lo que está sucediendo y sobre cómo se siente cada una de ustedes. Es importante que se enfoquen en solucionar el problema para que no le guardes rencor. Hazlo, sin atacarla y sin tratar de hacerla sentir culpable.
Buscar culpables, nunca soluciona un problema.

Hablen y pónganse de acuerdo sobre los límites, lo que cada una espera de la otra, lo que están dispuestas a dar y sobre lo que consideran necesario para que la relación funcione.
Hablen y escúchense respetuosamente.

Entiende que consciente o inconscientemente, tu nuera se siente en desventaja. Tú ya ocupas un lugar importante en la vida de tu hijo y ella apenas tiene que construir el suyo, además tú conoces a su marido mejor que ella y tienes más experiencia en cuanto a lo que le gusta y lo que le disgusta.
Recuerda, además, que tu nuera puede estar influida por los prejuicios culturales que describen a la suegra como una amenaza, un ogro, una mala persona que sólo quiere causarle problemas a la nuera, etc.

No esperes que tu nuera te trate como a su mamá. Por mucho que te quiera y por muy buena relación que tenga contigo, su mamá es su mamá.

Ten en cuenta que la relación suegra-nuera es para toda la vida, por lo tanto, hay que alimentarla constantemente con respeto y tolerancia mutua.

Sé atenta y educada con tu nuera, aun si no te gusta. Trátala como si se tratara del jefe de tu esposo o de tu hijo.
No centres tu atención y comunicación sólo en ti y en lo que te ha sucedido o lo que quieres. Interésate por lo que es importante para tu nuera.

No etiquetes a tu nuera en base a tus prejuicios o a una o dos de sus conductas. Es diferente pensar: “Mi nuera no arregla su sala como a mi me gusta” que “Ella es una cochina e irresponsable”.
No critiques, de manera abierta o encubierta, ningún aspecto relacionado con tu nuera y mucho menos delante de otras personas.

Nunca pongas a tu hijo en una situación en donde tenga que escoger entre su mujer y tú.

No hagas comentarios negativos, sobre todo delante de tu nuera, en relación al aspecto de tu hijo.

Si tu hijo y su pareja discuten, no intervengas dando tu opinión o defendiéndolo.
No traspases los límites que la pareja establece como parte de su relación.
Ayúdalos siempre que quieras y puedas, pero sólo si te piden dicha ayuda y sobre todo no quieras "cobrarles" a tu hijo y/o nuera por lo que les das o haces por ellos.

No intervengas en la educación de tus nietos, a menos que pidan tu opinión. Respeta las reglas que tu nuera ha implantado y nunca les digas a los niños que su mamá está equivocada o que es mala.

No consideres a tu nuera como a tu enemiga.
Trata de ser empática con tu nuera, poniéndote en su lugar.
Seguramente tu nuera tiene muchas cualidades. Aprende a descubrirlas y a reconocerlas en voz alta delante de ella y de otras personas.

Si crees que tu hijo no es feliz o que no está tan bien como tú quisieras no culpes a tu nuera. Él es tan responsable como ella, de lo que está pasando.

No llegues a casa de tu nuera sin haber sido invitada. Si no has sido invitada y deseas ir a verlos, háblales por teléfono y pregúntales cuando puedes ir.

No pienses que porque eres mayor que ellos, tienes razón en todo lo que piensas, dices o haces.
No juegues el papel de víctima para manipular emocionalmente a tu hijo, nuera o a ambos.

Es importante que comprendas que ellos tienen, aparte de ti, familia y amigos con quienes desean estar. Si en algún momento cambian los planes que tenían contigo, acéptalo, pero pídeles que te avisen con tiempo suficiente para que puedas hacer tus propios planes.

Cuenta hasta 3 y respira lento y profundamente antes de reaccionar negativamente ante los comentarios o conducta de tu nuera. Piensa que lo haces por tu hijo. Sin embargo, no permitas que te falte el respeto.

Si la relación no funciona, revisa tus expectativas. Tal vez son demasiado elevadas.
No te ofendas si rechazan un consejo.
No hagas de tu hijo el centro de tu vida. Desarrolla otras actividades e intereses.

Si consideras que es imposible llevar una buena relación con tu nuera, ponte de acuerdo con tu hijo para verlo, a solas, fuera de su casa, pero cuando lo hagas, no dediques el tiempo a criticarla y cuando por algún motivo te encuentres con tu nuera, trátala con indiferencia, pero respetuosamente.





Psic. Silvia Russek
Lic. En Psicología Clínica.
Diplomado en Terapia de Pareja.
Especialidad en Terapia Cognitivo-Conductual.
Terapia individual vía Internet.

Para informes haz click aquí:___
o escríbeme a bienestar.e@gmail.com

Y si deseas saber quién soy, haz click aquí:___ Citas:
e-mail:.bienestar.e@gmail.com


Te recomiendo el artículo La relación con la nuera.



Visita el blog mi bienestar
haciendo click en la foto:








¿Sobre qué temas te gustaría leer?
Tu e-mail no queda registrado, por lo que no vas a recibir respuesta.


¿Puedes calificar este artículo, por favor?
Tu e-mail no queda registrado, por lo que no vas a recibir respuesta.







Recuerda:

El camino al éxito, está formado por información, acción y perseverancia.
Cada paso, por pequeño que sea, te acerca a la meta.

Tú puedes lograrlo.

Silvia Russek.






Hola. Tú me conoces.
Soy Silvia Russek.
Tengo más de 35 años de experiencia
Este blog tiene más de 200,000 visitantes mensuales.



Adquiere mi libro


¡Bájalo Ya!




¿Estás viviendo
una situación difícil?

¿Necesitas ayuda,
un consejo
o una terapia?



Consúltame.
Escribeme a:
bienestar.e@gmail.com




¿Te sientes así?





Rompe las cadenas que te impiden lograr el bienestar.





Mi libro:
"Volver a Vivir,
Volver a Reír"


te da el
bienestar y satisfacción
que estás buscando.

Visita la página:

www.vencelacrisis.com.




Visita la página:

Recupera a tu esposa.