La autoestima sexual?

La autoestima y la sexualidad están íntimamente interrelacionadas. Un problema en un área, afecta a la otra.


¿Disfrutas de tus relaciones sexuales?



Tú decides,
cómo quieres estar.


"La opinión que los demás tienen sobre ti, no tiene que volverse tu realidad". Les Brown (Orador motivacional)





Significado e importancia de la autoestima sexual.


Una buena autoestima es determinante para tener éxito, tanto en aquello que emprendemos como en nuestra capacidad para disfrutarlo e influye en todas las áreas de nuestra vida, incluyendo nuestra sexualidad.

¿Conoces el nivel de tu autoestima sexual?

Este es muy importante, porque determina nuestra manera de relacionarnos con nosotros mismos y con otras personas, sobre todo con aquellas que nos atraen físicamente.

Cuando tenemos una baja autoestima sexual:

  • Rechazamos nuestro cuerpo y/o nuestros genitales.


  • Calificamos negativamente nuestro desempeño sexual.


  • No nos atrevemos a probar nuevas conductas o lo hacemos a pesar de nuestro disgusto.


  • Nos cuesta trabajo hablar claramente sobre lo que nos gusta y lo que nos disgusta, lo que queremos hacer y lo que no queremos.


  • Nos preocupa tanto tener un buen desempeño sexual, que podemos tener algunos problemas como la falta de deseo, de orgasmo, problemas de erección, en los hombres, etc. e incluso puede llevarnos a evitar las relaciones sexuales.


  • Podemos tenerle miedo a la intimidad.


  • Interpretamos negativamente o como rechazo, cualquier comentario de nuestra pareja.


  • Etc.


La autoestima sexual es un área de la autoestima total y de hecho, la primera puede tener un nivel más alto o más bajo que la segunda. Ambas son subjetivas y aprendidas y dependen, principalmente, de los valores y creencias de nuestros padres y de la sociedad en la que vivimos, así como el tipo de experiencias que hemos vivido.

Existe toda una serie de mitos e información errónea que, cuando no podemos ajustarnos a ellas, puede afectarnos de manera importante en esta área, como por ejemplo, cuántas veces a la semana se debe practicar el sexo, qué hay que hacer para considerar una relación sexual como buena, el tiempo que tiene que durar, el tamaño del pene y el grado de satisfacción, el manejo de las fantasías, etc.

Hablando de sexualidad, la cultura en la que vivimos tiende a calificar al hombre en función de su desempeño y a la mujer de acuerdo a su belleza física, estableciendo parámetros difíciles de igualar, esto puede, fácilmente, afectar su autoestima sexual.




¿Qué hacer?

En primer lugar, ten siempre presente que tu percepción y por lo tanto, tu autoimagen, pueden no coincidir con la realidad, ya que son subjetivas y dependen de lo que has aprendido de tus padres, gente cercana y la sociedad en la que vives.
Vence tus temores. Aprende a aceptarte y a valorarte tal y como eres. Todos tenemos defectos y cualidades y todos tenemos mucho que dar, en cualquier aspecto de nuestra vida, incluso el sexual.

Además, cada persona tiene gustos distintos, por lo que aun si a ciertas personas no les gustas, eso no significa que otras opinen de una manera diferente. Pero lo más importante es que te gustes a ti.
Relaciónate con personas que te demuestren afecto y respeto en todos los aspectos y que te tratan adecuadamente y evita a aquellas que te descalifican constantemente.

Aprende a distinguir entre una crítica a una conducta específica y la crítica hacia tu persona. Aprende, también, a valorarte, independientemente de tus errores o de las características que no te gustan. Recuerda que si cometes un error, siempre puedes corregirlo y aun si cometes muchos, eso no significa que estas mal.

Ten en cuenta que la sexualidad tiene que ver, más con una actitud y una forma de ser, que con tus características físicas y tú puedes desarrollar dicha actitud.

Aprende a conocer tu cuerpo. Explóralo lentamente para que puedas descubrir los lugares en donde tienes mayor sensibilidad y comunícaselo a tu pareja, aunque al principio te cueste trabajo.
Actúa como si te sintieras muy sexy y piensa que lo eres y poco a poco vas a acabar sintiéndote realmente así.

Aprende a decir que no y a poner límites, ante aquellas conductas que no desees.
Aclara tus dudas, con frecuencia, nuestra conducta está regida por información incorrecta o incompleta.

Si no sientes deseo sexual, averigua la causa. Esto puede estar provocado por una enfermedad o problema físico, algún medicamento que estés tomando, creencias negativas respecto a las relaciones sexuales, a tu pareja o a ti mismo, exceso de ansiedad o depresión, alguna experiencia negativa que hayas vivido en el pasado, etc.

Si crees que se trata de algo físico, consulta a tu médico. Si es tu forma de pensar o un problema emocional y no puedes manejarlo solo, busca la ayuda de un terapeuta.
No caigas en la trampa de creer que la satisfacción y el orgasmo de tu pareja dependen de ti. La realidad es que cada persona es responsable de su respuesta sexual ya que la mente es el aspecto más importante y a ésta la manejas tú.

Practica con nuevas conductas y date el permiso de fantasear. Si te parece apropiado, comparte dichas fantasías con tu pareja y lleven a cabo algunas que les parezcan a ambos, que son deseables.

Si es necesario trabaja con tu autoestima total y maneja tu ansiedad llevando a cabo actividades placenteras, ejercicio t técnicas de relajación y respiración.

Averigua tu nivel de autoestima sexual, respondiendo al cuestionario sobre dicho tema.




Psic. Silvia Russek
Lic. En Psicología Clínica.
Diplomado en Terapia de Pareja.
Especialidad en Terapia Cognitivo Conductual.
Terapia por Internet, por videoconferencia.
Citas: bienestar.e@gmail.com

Visita el blog mi bienestar
haciendo click en la foto:








¿Sobre qué temas te gustaría leer?
Tu e-mail no queda registrado, por lo que no vas a recibir respuesta.


¿Puedes calificar este artículo, por favor?
Tu e-mail no queda registrado, por lo que no vas a recibir respuesta.







Recuerda:

El camino al éxito, está formado por información, acción y perseverancia.
Cada paso, por pequeño que sea, te acerca a la meta.

Tú puedes lograrlo.

Silvia Russek.






Hola. Tú me conoces.
Soy Silvia Russek.
Tengo más de 35 años de experiencia
Este blog tiene más de 200,000 visitantes mensuales.



Adquiere mi libro


¡Bájalo Ya!




¿Estás viviendo
una situación difícil?

¿Necesitas ayuda,
un consejo
o una terapia?



Consúltame.
Escribeme a:
bienestar.e@gmail.com




¿Te sientes así?





Rompe las cadenas que te impiden lograr el bienestar.





Mi libro:
"Volver a Vivir,
Volver a Reír"


te da el
bienestar y satisfacción
que estás buscando.

Visita la página:

www.vencelacrisis.com.




Visita la página:

Recupera a tu esposa.